Diego y Frida

Hace poco escuché la historia de Diego Rivera y Frida Kahlo, como pintores y como pareja (historias que invariablemente se entrelazaron para poder contarse las dos). Definitivamente fueron una de las parejas más exóticas del mundo artístico, político, cultural y juntos marcaron la historia de nuestro país de muchas maneras.

Pero lo que más me llamó la atención de toda su historia fue su vida como pareja. Para empezar, sabemos que Diego era muy mujeriego y le doblaba casi la edad a Frida. De hecho, cuando se conocieron, Diego aún estaba casado. Eventualmente la vida los llevó a estar juntos y a casarse.

Tomaron la decisión de tener un matrimonio abierto en el cual los dos eran libres de estar con quien fuera, incluso Diego acabó con la hermana de Frida, cosa que casi la destruye. Eventualmente se divorciaron sólo para casarse nuevamente.

Tuve dos accidentes en mi vida. Uno fue el tren y otro fue Diego, Diego fue por mucho el peor. – Frida Kahlo

Vivieron una vida tormentosa pero aún así cada desafío parece que sólo los hizo más fuertes. ¿Después de tanto conflicto habrá valido la pena?

Todas las parejas tienen sus temas, sus desacuerdos y sus puntos de unión. ¿Será que es necesario que las parejas pasen por tanta turbulencia para encontrar la tranquilidad, estabilidad y paz? ¿Será que a veces encontramos la paz con otras personas y no con el de la turbulencia en cuestión?

A los pocos años después de que murió Frida, Diego se volvió a casar, pero siempre dijo que como Frida ninguna.

Saludos a Diego y Frida,

La Citadina.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s